Competencias Personales de un Líder

Octubre 10, 2018

Roberto Coindreau

Autor: Roberto Coindreau

Los verdaderos líderes son los pilares de toda organización que consigue el éxito. Son verdaderamente valiosos no solo por lo que logran, sino por lo difícil que es encontrarlos.

Al ser tan importante contar son estas personas en toda organización, se vuelve igual de importante contar con las herramientas necesarias para identificarlos y desarrollarlos.

¿Qué es ser líder?

Un líder es aquella persona que logra, a través de sus palabras y acciones, convencer genuinamente a su equipo de trabajo en llevar acabo acciones concretas y de impacto tanto en forma de mandato como por iniciativa propia.

Y esta última palabra es clave en la definición, "iniciativa propia". De nada sirve dar mandatos a los colaboradores y que estos se cumplan. Lo que realmente genera cambios y garantiza éxitos es el impulsar a que cada colaborador genere su propia energía y sea proactivo en su trabajo.

¿Qué competencias personales identifican a un líder?

Cuando hablamos de competencias personales de un líder debemos de entender primero que un líder, al igual que todos los empleados de la compañía, tendrá sus fortalezas y áreas de oportunidad.

Un líder no es una persona perfecta. Al contrario, estamos convencidos que un líder es aquella persona que logra detectar sus debilidades, actuar sobre ellas, y compensarlas con sus fortalezas.

Así que la siguiente lista de competencias personales, no es limitante ni excluyente, más si un buen comienzo para podernos apoyar en identificar a los líderes en nuestra compañía.

  • Humildad. Todo buen líder debe comenzar sabiéndose que por si solo no podrá conseguir el éxito. Si una persona no reconoce que necesita del talento y apoyo de sus compañeros o colaboradores, nunca podrá ser un verdadero líder ante ellos.
  • Respeto. El respeto mutuo es la base sólida de toda relación entre un líder y su equipo de trabajo. Cuando este existe abre muchas puertas a la mejor participación y convivencia del equipo.
  • Honestidad. Muy de la mano de las dos anteriores competencias, para ser líder no solo basta cuando proyectar una buena imagen ante el equipo de trabajo, debe de realmente existir una honesta relación entre lo que dice, lo que actúa y lo que realmente cree en su interior. Será posible mentir o engañarse uno mismo durante unos meses, pero eventualmente la verdadera naturaleza de las persona sale.
  • Resilencia. La resilencia se da como una característica típica de los emprendedores exitosos, que logran comenzar una empresa a pesar de las dificultades. Pero esta misma característica es necesaria en un líder dentro de una compañía. El líder forzosamente debe de saber superar fracasos y obstáculos en su carrera profesional.
  • Empuje. Un gran líder mueve sin tener que mandarlo o decirlo a su equipo de trabajo. El empuje es esa energía que irradia en su manera de conversar e interactuar.
  • Creativo. Atrás ya quedaron los años donde la creatividad era vista como algo riesgoso. Un líder debe de tener la habilidad de encontrar nuevas soluciones, aún y cuando no parezca que actualmente sean necesarias.
  • Comunicación. No es necesario que un líder sea el perfecto orador en público (aunque si es una gran cualidad), pero sí es necesario que logre comunicarse adecuadamente con su equipo. Debe de saber escuchar y debe de saber transmitir sus ideas.

Suscríbete a nuestro Blog

Enviamos un correo cada 14 días.

logo4 logo2 logo3 logo5 logo6 logo18