Integratec
Burnout: Enemigo de la productividad
Alejandro González
LinkedIn
Febrero 13, 2024

Burnout: Enemigo de la productividad

En los últimos años, en todo el mundo se ha estado esparciendo una epidemia silenciosa para la cual pocos están preparados. Y aunque no es nueva y ha crecido gradualmente, es la baja percepción de riesgo que tienen algunos líderes al respecto o la falta de conciencia sobre las causas y su contribución en la misma. Y sí, estoy hablando del Burnout.

En mi experiencia como consultor han sido pocos los líderes que, preocupados por el bienestar de sus colaboradores, consideran el burnout como un riesgo estratégico para sus negocios.

Y es que lo es, y más cuando esto es sistemático. Según Benjamín Goss de la revista Medium el 62% de los colaboradores reportan experimentar algún grado de Burnout y esta es una cifra alarmante.

Incluso, la Organización Mundial de la Salud ha clasificado el Burnout como un padecimiento médico, incluyéndolo en la Clasificación Internacional de Enfermedades que tienen relación con actividades laborales como un “Síndrome conceptualizado como el resultado de un estrés laboral crónico que no ha sido exitosamente atendido”. El burnout es identificado a partir de 4 síntomas principales:

No obstante, existen otros síntomas y estos se van a manifestar de forma diferente en las personas. Estrés, depresión, ansiedad, ira, etc. E insisto, cuando esto ya es un común denominador en la empresa entonces hay que echar un vistazo en nuestra estructura organizacional y principalmente en nuestro sistema de liderazgo.

Aunque hayamos explorado un poco algunos de los síntomas del burnout, aunque no todos, estar satisfecho con poder detectarlos es insuficiente si no comprendemos y atendemos la causante de dichos síntomas.

Está bien, debemos aceptar que en ocasiones sí hay factores individuales que provocan el burnout y tienen que ver con las expectativas de las personas hacia con la empresa, o con las suyas propias. Obviamente una persona que busca un rápido crecimiento se va a ver topada en una empresa cuya estructura organizacional cambie poco.

Pero por eso son importantes los correctos procesos de selección de personal, para asegurarse que los nuevos colaboradores tengan el perfil adecuado para nuestra cultura organizacional ideal, pero si de pronto, cómo líderes vemos que nuestro personal puede dar más pero no lo hace, entonces hay que mirarnos a nosotros y nuestro sistema organizacional. Y para esto es necesaria autocritica o confiar en una persona que sea capaz de vernos desde afuera.

Suscríbete

Enviamos un correo cada 14 días.

Correo