Integratec
La experiencia del colaborador
Alejandro González
LinkedIn
Octubre 17, 2023

La experiencia del colaborador

¿A qué nos referimos con “experiencia del colaborador”?

“La experiencia del colaborador” (entre comillas) es un concepto que se refiere al ciclo de vida de los colaboradores en la empresa, desde que nace tras un proceso de selección, hasta que madura y se retira. Y siguiendo esta analogía el ciclo de vida se puede dividir en el nacimiento que se da durante el proceso de reclutamiento, la niñez y adolescencia que se vive en el onboarding, la vida adulta en la que uno se desarrolla y alcanza la plenitud, y la vejez cuando es hora de retirarse o seguir creciendo en otro lado. Y todo ello, para decir que realmente fue bien vivido, debe estar revestido de bienestar.

El error de dar por hecho la experiencia de los colaboradores en nuestra empresa

Desgraciadamente muchas empresas no ponen la atención debida a la experiencia del colaborador, la dan por hecho con “aquí los tratamos bien”, “no he recibido quejas”, “les pusimos una cafetera”. No, no hay que dar por sentado que todo está bien por el simple hecho de que no vemos toda la suciedad debajo de la alfombra. Y es que esto es bien común, el asumir que todos están contentos porque no recibimos quejas o porque les regalamos un termo, y este error cuesta dinero, ya sea por la rotación, la baja productividad, los conflictos organizacionales, accidentes, etc. ¿Y que creen? Pues resulta que el mejor talento se va, y muchas veces se van con la competencia cuando esta si pone atención en esa experiencia del colaborador. ¿y que pasa cuando la competencia acapara al mejor talento? Bueno, pues perdemos competitividad ante ella.

Las etapas de la experiencia del colaborador

Pero, tranquilicémonos, estamos a tiempo de hacer la diferencia y ser nosotros los que ganemos competitividad. Pero primero hay que entender la experiencia del colaborador por cada una sus etapas ya mencionadas.

Podemos quedarnos a hablar de un sinfín de subtemas que también son parte de la experiencia del colaborador como las relaciones con sus compañeros o con sus líderes, la buena comunicación, la identidad, la cultura, que se mida bien el desempeño y se recompense el sobresaliente, etc. Pero al final todos estos temas están implícitos en las etapas descritas antes. Nadie se puede desarrollar con mal sueldo o sin prestaciones que le permitan ahorrar o adquirir una vivienda, difícilmente alguien va a sentirse motivado si no se recompensa su desempeño, o si los líderes nos los procuran.

Conclusión: Primeros pasos para mejorar la experiencia del colaborador

Tal vez, llegando hasta aquí, nos sintamos abrumados y con muchas dudas de por dónde empezar. Pero no hay que preocuparnos, el primer paso es ser conscientes de lo importante que es una buena experiencia del colaborador y que esto nos llevará a ser mejores como empresa. Entonces si has llegado hasta aquí y ya eres consciente y además tienes la voluntad de que tu empresa necesita ponerse a trabajar en ello felicidades, es el paso más difícil y lo has superado. Ahora te daré 3 líneas de acción para encaminarse más en ello:

  1. Evalúa: Lo primero siempre es evaluar, mi primera recomendación es que evalúes el clima organizacional mediante una encuesta, que evalúes a tu equipo de liderazgo con una evaluación 360, revisa si las condiciones que ofreces están dentro del mercado laboral. Eso es lo primero, pues si nos saltamos este paso y queremos aplicar una capacitación, un team building o implementar algún programa entonces estaremos dando disparos al aire rezando por dar en el blanco. Evalúa, mantén apertura a los resultados que te puedas encontrar, tal vez no te gusten, pero es mejor saberlos que asumir que todo está bien.
  2. Prioriza: Una vez que hayas evaluado prioriza cual indicador hay que ponerle más atención con base en los resultados obtenidos. Si es una cuestión de compensaciones, si es una cuestión de liderazgo o lo que más resalta es la comunicación. Esto nos permitirá saber dónde enfocarnos sin querer abarcar todo de golpe, como dicen “el que mucho abarca poco aprieta”. Y créanme a veces lo que hagamos en un indicador de prioridad tienen un impacto positivo en los demás.
  3. Atiende: Y ahora sí a la acción, vayamos primero por esa área de oportunidad de mayor prioridad. Si el problema ésta en el onboarding enfoquémonos ahí, si lo que hay que mejorar es a nuestros líderes démosles las herramientas, etc. pero hagámoslo con conocimiento de causa. Y si tienes dudas escríbenos seguramente podemos ayudarte.

Suscríbete

Enviamos un correo cada 14 días.

Correo